Gracias 2018…


Termina, por fin, este año. Mientras se sumerge el último día en su pequeño abismo, en su grandilocuente sencillez, en su olvido, recuerdo aún los sonidos celtas del concierto al que ayer asistía para despedir el año con música. Deseaba decir adiós de forma ordenada, justa, con cariño. Ella me acompañó y al final del concierto, después de un intenso abrazo, salían hermosas lágrimas de su alma. Lloraba porque realmente aquello era una despedida, no sólo de un año difícil, sino también de una experiencia, de un portal, de una aventura, de una línea de tiempo que no tuvo continuidad. Sus lágrimas sirvieron para sellar este año recordando que todo son encuentros, todo es un resurgir de almas que se recuerdan cuando se abrazan. Y por eso lloran cuando todo termina.

Mañana será otro día y empezará, simbólicamente, otro año, otro ciclo, otro recuerdo. Qué decir del anterior, del que ya no existe más que en la memoria. Miro hacia atrás con nostalgia, con pena, con cierta melancolía, pero también con fortaleza y agradecimiento. No puede ser de otra manera, porque eso es lo que realmente nos define como seres humanos completos, ser agradecidos. Así que este tiempo acabado lo termino acompañado en un concierto que engrandece el ancho campo de la experiencia. Que derriba los muros angostos que nos han separado y sepulta para siempre el aliento cansado del viajero.

Hay años donde todo se derrumba. Especialmente aquello que no es verdadero, que creció en una desmedida ficción deseada desde la ignorancia, la necesidad o el miedo. Hay años donde todo parece perecer irremediablemente, como si en verdad, lo ocurrido hubiera sido fraguado lejos de la autenticidad. Lo legítimo, lo valiente, es dejar que caiga, que todo aquello que fue ficción encuentre su caída libre. Y en ese alud, volver a empezar. Volver a peregrinar por las sendas de lo auténtico. Personas auténticas, caminos auténticos, proyectos auténticos. La autenticidad de un mundo más lento, más pausado, más calmo, más sencillo y humilde. La serenidad de saberte seguro bajo tus pies, de caminar en un ancho mar de emociones ricas, alegres, verdaderas, alejadas de la ilusión del aparentar, del tener, del desear inútiles formas.

Me engrandece la idea que soporta la oportunidad de volver a empezar de nuevo. De levantarte con fuerza y agradecimiento por lo aprendido y otear el horizonte con esa gracia de un recién nacido. Elevar la mirada a los cielos, contemplar la línea que separa lo de abajo con lo de arriba y querer alcanzar ambas con la sutiliza de esa magia vaporosa e invisible que todo lo anima. Abrir los brazos para que el pecho se expanda de nuevo. Abrir las canillas del llanto para que la emoción engrandezca nuestras vidas. Respirar profundamente mientras elevamos las más altas aspiraciones a esa entrega mistérica que nos protege. Suspirar por todo aquello que ya no está, y por todas aquellas almas que quedaron rezagadas en alguna posada.

Y dar gracias, siempre dar gracias. Incluso a la dureza del camino. Incluso al tremendo año que dejamos atrás. Dar sinceras gracias por lo aprendido, y pedir perdón por las torpezas. Guiñar al destino y seguir luchando, pero esta vez en son de paz, sin agravios, sin prisa, sin miedo. Un regalo musical para el nuevo año… Agradecido de corazón por todo lo que nos has dado… Gracias siempre por estar ahí, en lo bueno y en lo malo, en la riqueza y en la pobreza… Gracias por elevar el significado profundo del abrazo a su máxima potencia… gracias por inspirar tan bellas tardes con tan sencillos gestos… un abrazo grande y sentido con el cariño de siempre… Gracias a los que continuáis a mi lado. Y gracias sinceras y agradecidas a los que se fueron… Sin ellos, no sería lo que ahora soy… Gracias 2018 por todo lo que me diste y todo lo que me quitaste… Tus razones habrás tenido, aunque nunca logre comprenderlo… Bienvenido 2019… Feliz año nuevo a todos…

2 respuestas a “Gracias 2018…

Responder a Editor Cancelar respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s