La vida de un Loco


loco

Me preguntáis como me volví loco… Así sucedió:
Un día, mucho antes de que nacieran los dioses, desperté de un profundo sueño y descubrí que me habían robado todas mis máscaras… si; las siete máscaras que yo mismo me había confeccionado, y que llevé en siete vidas distintas; corrí sin máscara por las calles atestadas de gente, gritando:
-¡Ladrones! ¡Ladrones! ¡Malditos ladrones!

Hombres y mujeres se reían de mí, y al verme, varias personas, llenas de espanto, corrieron a refugiarse en sus casas. Y cuando llegué a la plaza del mercado, un joven, de pie en la azotea de su casa, señalándome gritó:
-¡Miren! ¡Es un loco!

Alcé la cabeza para ver quién gritaba, y por vez primera el sol besó mi desnudo rostro, y mi alma se inflamó de amor al sol, y ya no quise tener máscaras. Y como si fuera presa de un trance, grité:
-¡Benditos! ¡Benditos sean los ladrones que me robaron mis máscaras!

Así fue que me convertí en un loco.
Y en mi locura he hallado libertad y seguridad; la libertad de la soledad y la seguridad de no ser comprendido, pues quienes nos comprenden esclavizan una parte de nuestro ser.

Pero no dejéis que me enorgullezca demasiado de mi seguridad; ni siquiera el ladrón encarcelado está a salvo de otro ladrón.

“El loco” (1918)
Gibrán Khalil Gibrán

Anuncios

3 thoughts on “La vida de un Loco

  1. Maravilloso texto… querido loco.
    Saludos apretaditos de una muy loca de la vida.
    Aquí hay tanta vida, ilusión y cosas bellas, que las locuras son diarias.
    Buen miércoles para ti y todos los seres que habitan este mágico planeta.
    Gracias infinitas a la VIDA.

    Me gusta

  2. Un corazón de mujer no cambia con el tiempo ni las estaciones. Incluso si muere eternamente, nunca perecerá. Un corazón de mujer es como un campo trasformado en campo de batalla : después de que los arboles hayan sido desenraizados, de que las hierba haya sido quemada, de que las rocas hayan sido teñidas de sangre y la tierra haya sido cubierta de cráneos y de huesos, permanece tranquilo y silencioso como si nada hubiera pasado. Porque la primavera y el otoño vuelven a su hora y retoman su trabajo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s