Una revolución, comandante, desde Sierra Madre


Son las tres de la madrugada. Ya en casa después de otra jornada de protestas. Muchos hemos llorado cuando la policía ha cargado injustamente contra mujeres y hombres mayores, amas de casa y niños. No entendíamos nada. Estábamos allí por ellos, por sus recortes, y cargaban contra nosotros. Nos mirábamos a los ojos sin miedo, nos sentábamos en frente de sus porras y armas. Impresionaba, pero nadie tenía miedo. ¿Miedo a qué? Muchos decían que lo habían perdido todo y que ya no tenían nada más que perder… El Congreso y las sedes de los principales partidos estaban totalmente acordonados. Ha sido imposible llegar hasta ellos, pero las miles de personas que se iban juntando a nosotros era motivación suficiente para seguir adelante.

Algo está pasando. Es inevitable. La gente abre los ojos cuando se les quita el pan y la miseria relame sus primeras heridas. Está bien esta crisis y los recortes. Al menos nos está haciendo ver algo. Quizás no suficiente, pero sí algo.

Otro dato ha sido la forma pacífica de los manifestantes contrastada con la violencia de algunos. Sin embargo, muchos jóvenes crispados no entendían como podíamos defender nuestro pan, nuestros derechos y libertades sin hacer nada. Ha faltado poco para una toma de la Bastilla. «La próxima visita, será con dinamita», se decían indignados mientras eran golpeados. Hoy ha sido lluvia fina, muy fina… La próxima vez, aviso para navegantes, puede ocurrir cualquier cosa…

(Foto: He aparecido en algunos medios y en alguna televisión dando espectáculo ya que me he metido en plena boca del lobo. Aquí aparezco tímido en una foto de «El País», momento en el que unos pocos nos hemos enfrentado pacíficamente y sin resistencia a la policía, bloqueando la primera carga que han hecho contra los manifestantes a las puertas del Congreso, en la fuente de Neptuno, momento de mayor tensión. El efecto de la no violencia ha sido asombroso, pero no suficiente).

5 respuestas a «Una revolución, comandante, desde Sierra Madre»

  1. Lo cierto es que ellos sabían que la gente «IVA+MOS» a protestar…lo sabían…Pero parece que moler al pueblo a palos es otra de sus medidas y que entra en parte de sus planes para que sigamos callados y sometidos.
    Ten cuidado Javier
    Abrazo

    Me gusta

  2. ¿Pensaba la gente que quedándose en casita sin ir a votar era una buena opción? Pués aquí están las consecuencias…y lo que nos queda

    A ver si para próximos comicios algunos vuelven a dejar de votar, votar blanco, votar nulo. Cualquier opción puede ser respetable, sin embargo existe una que puede ser la menos mala.

    Besos para Javier alias «El Héroe»

    Me gusta

  3. Somos muchos más que ellos, pero no todo salimos a la calle, yo la primera no me importa confesarlo, Salí un día, sola, y sentí verdadero miedo, la violencia era terrible… no es lo mismo verlo por la tele que en vivo y en directo,
    Cuidaros mucho, Javier

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: