MÍSTICA Y HERMÉTICA


Decía el pintor, poeta y filósofo Louis Cattiaux que existe una realización mística, la cual actúa en espíritu y en alma; pero que, además, existe una realización hermética, la cual actúa en espíritu, en alma y en cuerpo. Esta expresión es profunda y confusa, pues muchos místicos o aprendices de brujo confunden la realización en lo que los griegos llamaban Nous (espíritu) con la que responde a la casuística de la psique (alma) y el soma (cuerpo). Con el tiempo uno quiere pretender diferenciarlos. Sin duda, los viajes y la inserción en grupos y comunidades ayuda. He conocido a muchos místicos que relacionaban el poder ancestral con la exquisita conexión con el espíritu, olvidando la interrelación necesaria entre éste y el alma o el cuerpo. También he conocido a muchos egoespiritualistas centrados exclusivamente en la perfección del cuerpo (vegetarianos, practicantes de hatha yoga y otras prácticas corporales, etc…) o de la mente (intelectuales, practicantes del raja yoga, meditadores, etc…) olvidando por completo al espíritu. Así, el equilibrio resulta difícil en los tiempos que corren, ya que, resulta complicado resaltar y comprender las diferencias entre lo exclusivamente corpóreo, mental o espiritual sin someterse a las enseñanzas de la duda y la incerteza. Así, más allá de la mística, habría que profundizar en la hermética, como nos decía Cattiaux, profundizando en sus enseñanzas y copilando, de forma meditativa, en todas sus prácticas…

(Foto: Javier León practicando el karma yoga o yoga de la acción y el servicio en una comunidad India. El karma yoga consiste en trabajar de forma voluntaria y consciente para purificar de esa forma las deudas que nos atrapan en Maya, el mundo de la ilusión. En la foto estoy emulando el trabajo de cocinar la chapati, una especie de pan de consumo diario. Mount Abu, India, octubre de 2008)

3 respuestas a «MÍSTICA Y HERMÉTICA»

  1. Parece mentira como, a cada paso que doy, ya sea saltando de una conversación a otra o bien de un blog a otro, el amigo hermes y su infatigable transmutación me persiguen sin descanso. Requiere mi atención para que no me despiste, para recordarme a cada segundo de qué pasta estoy hecha y qué me espera, cuando decida escucharle. Como todo en esta dimensión de la realidad, la transmutación es la fusión de la tríada de nuestra naturaleza sagrada y, sin esta comunión, el conocimiento y la paz interior son inalcanzables. Amen.

    Me gusta

  2. El hermetismo apunta como imprescindible en el camino del espíritu el «cónocete a ti mismo». Una vez realizado ese conocimiento, se penetra en la mística de la piedra filosofal, engrandeciendo con ello la vida del alma. Si me lo permites, haré un giro: es necesaria la paz interior y el conocimiento, así como el servicio, para conseguir alcanzar la tríada sagrada. Empezar la casa por arriba es lo que mantiene en júbila locura a más de uno…

    Me gusta

  3. «Gnosti te autvn» ya lo avisaban en Delfos y nuestro amigo Sócrates, Thot o el Buda/Dharma/Shanga…la bendita Shanga. Me has hecho reflexionar sobretodo en esto, querido editor, en el servicio al otro, la comunidad, lo colectivo y su importancia para alcanzar la tríada sagrada. Gracias por el giro, me gusta el enfoque. Om mani pedmé hung…

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: